La comunicación imposible

Intentos y otros

18 enero, 2011

La década recién termina: diez poetas de los últimos diez años

.
.

Acabado el 2009, pensé que la década pasada, que en lo personal había fortalecido mi vida con vigor, había terminado muy bien; diez años en azul, entre matices de rojo y amarillo, pero sobre todo en azul. Pero, atentando en contra de mis magros conocimientos matemáticos, resulta que para muchos la primera década del siglo XXI recién concluyó en el 2010. Eso lo digo porque muchos recuentos históricos en diarios, revistas y magazines televisivos han facturado sendos recuentos de los momentos más valiosos de estos primeros 10 años del nuevo siglo; en este maremagnum de recuentos no han faltado tampoco los de literatura. Bueno, esto no varió en nada mi percepción anunciada en las primeras líneas, pero ciertamente removió en mí algunos sentimientos ya dejados de lado, llenos de agradecimiento y orgullo por haber vivido intensamente durante el decenio en cuestión. De esta manera, y aceptando que mi pequeño-burguesa vida de maestro todavía me permite trivialidades, quiero celebrar –otra vez- el fin de la década apelando al “hilo conductor” de la gran mayoría de mis dichas: la poesía.

.

Claro, lo honesto es revisar lo importante que ha sido para mí la poesía en su totalidad, concretamente (si se pudiera), pero es difícil cuantificar algo tan etéreo y volátil. Por ello, a manera de saludable estima, quiero discurrir sólo por algunas de mis lecturas de estos últimos años: comentar a diez autores que me han “movido” con su obra poética. En este sentido, quiero mostrar los lazos que me unen a estos autores, tanto por las semejanzas en el quehacer poético o por el hecho de compartir experiencias. Sólo quiero restringirme a diez poetas porque son los que honestamente he releído durante esta década y que, también, emprendieron su carrera literaria en dichos años. Autores cercanos por muchas razones, pero sobre todo, por ese espíritu “de cuerpo generacional” que, sin afán teórico, comparto con ellos.
.

Ya me hubiera gustado leer más libros y compartir más con otros autores de la denominada “generación post-2000”, pero las carencias propias de un aficionado a la poesía como yo, así como el poco rigor académico que presento, me han limitado muchísimo. Por ello, que este recuento personal solo sirva de ejercicio de sinceridad, de celebración poética y de merecido reconocimiento a los autores en cuestión. Nada más.

.

Sin otra aclaración, empiezo a postear. Sólo quedaría por decir -como lo haría mi viejo-: “larga vida al rock’n roll, larga vida a la vida”. Salud.

.
D.A.S.B.

1 Comentarios:

  • A la/s 20/5/14 5:24 p. m., Blogger Cristian dijo...

    La poesía me sirve para viajar con la mente y de esta manera tener la chance de disfrutar del trabajo realizado por los poetas. Cuando viajo me gusta conseguir informacion de los escritores de los lugares y por eso al obtener vuelos a lima espero poder conocer sobre los escritores Peruanos

     

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal