La comunicación imposible

Intentos y otros

11 octubre, 2010

Variación de Matsuo Bashō

.

En la cumbre más alta de Yamagata, el templo Ryusyaku levita sobre el vacío. Bien valen andar los siete ri para llegar hasta él, siguiendo la senda del silencio. Ni siquiera las rocas filudas nos amilanan en la subida, arrancando las raíces de los pinos y robles, tan viejos como la misma montaña. Las primeras nevadas han pintado de invierno la cima, y allí, sobre la roca madre, el templo nos reclama, pero sus puertas están cerradas: la música lejana se ha callado y el viento ya no percute sobre las tranquilas sombras.
Decido dar la vuelta por el risco, para subir por los peñascos hasta el santuario. Cansado, frente a la hermosura quieta del paisaje, mi corazón se detiene:

Tregua de hielo:
¡quien más que la cigarra
perfora las rocas!


D.A.S.B.

4 Comentarios:

  • A la/s 14/10/10 8:20 p. m., Blogger Sociedad Elefante dijo...

    me encanta

     
  • A la/s 17/10/10 10:02 p. m., Blogger hongo de la pureza dijo...

    por ahí que este poema hay más sánchez que basho que en los del libro. me gusta mucho. podría haber entrado con sus hermanos en el libro a simple vista pero a lo mejor no. es una historia distinta.

     
  • A la/s 20/10/10 10:02 p. m., Blogger la comunicación imposible dijo...

    Pucha, querido Hongo, la verdad que este texto es más Basho de lo que aparenta (es como "yo creo en el plagio y con el plagio creo"). Pero le he metido un montón de cerebro y bobo. Gracias por comentar.
    Socios Elefantes, se agradece el comentario.
    (Socios Elefantes, ta que ya parezco esquizofrénico).

     
  • A la/s 22/10/10 5:25 a. m., Blogger hongo de la pureza dijo...

    Siempre lo pareciste.
    Mucho bobo, es verdad. Mucho.
    Independientemente de Basho y Watanabe y más allá de ellos.

     

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal